Cómo prepararse para una tormenta (espiritual)

Categoría: Reflexión Cristiana

Tras la amenaza de Beryl cerca de la isla de Puerto Rico y después de la terrible experiencia con el huracán María, muchos puertorriqueños han aprendido de manera amarga que prepararse antes de una tormenta es la mejor opción.

Tristemente, todavía hay demasiadas personas que aunque quieran, no pueden hacer mucho para proteger sus hogares esta vez porque lo han perdido todo, y toma más de diez meses recuperar lo que se ha adquirido con el trabajo de una vida. María develó que Puerto Rico es un pueblo mayoritariamente pobre, con una clase media y trabajadora explotada, una infraestructura abandonada, y con un sistema político ineficiente. Sin embargo, se redescubrió a un pueblo luchador, incansable, sensible, agradecido…

Hoy quiero compartirles una reflexión con una enseñanza que sí puede poner en práctica tanto el rico como el pobre, venga o no venga Beryl o una próxima María. Porque las tormentas espirituales llegan una tras otra como olas que azotan la costa. Les presento unas recomendaciones sobre cómo preparse para una tormenta espiritual. (Nota: los versos bíblicos son tomados de la versión Reina-Valera, Revisión de 1960.)

Comenzar los preparativos ANTES de que llegue la tormenta. El mejor momento para buscar de Dios es hoy; es algo que no deberíamos posponer.

  • Hebreos 4:7: Otra vez determina un día: Hoy, diciendo después de tanto tiempo, por medio de David, como se dijo: Si oyereis hoy su voz, no endurezcáis vuestros corazones.

Buscar un refugio.

  • Salmos 9:9: Jehová será refugio del pobre, Refugio para el tiempo de angustia.
  • Salmos 18:2: Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador; Dios mío, fortaleza mía, en él confiaré; Mi escudo, y la fuerza de mi salvación, mi alto refugio.
  • Salmos 28:8: Jehová es la fortaleza de su pueblo, y el refugio salvador de su ungido.
  • Salmos 46:1: Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones.
  • Salmos 61:3: Porque tú has sido mi refugio, y torre fuerte delante del enemigo.
  • Proverbios 18:10: Torre fuerte es el nombre de Jehová; a él correrá el justo, y será levantado.

Almacenar agua y pan (alimento) suficiente. En el caso del Señor, tenemos la ventaja de que una vez lo recibimos, nuestra alma no sufrirá de hambre ni sed jamás.

  • Juan 6:35: Jesús les dijo: Yo soy el pan de vida; el que a mí viene, nunca tendrá hambre; y el que en mí cree, no tendrá sed jamás.
  • Juan 6:51: Yo soy el pan vivo que descendió del cielo; si alguno comiere de este pan, vivirá para siempre; y el pan que yo daré es mi carne, la cual yo daré por la vida del mundo.
  • Mateo 4:4: El respondió y dijo: Escrito está: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios. (cf. Dt 8:3)

Tener aceite suficiente; fuego, fuerza y poder.

  • Mateo 25:4: mas las [vírgenes] prudentes tomaron aceite en sus vasijas, juntamente con sus lámparas.
  • 2 Timoteo 1:6: Por lo cual te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti por la imposición de mis manos.
  • Hechos 1:8: pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra.
  • Isaías 40:31: pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.
  • 1 Corintios 15:58: Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es en vano.
  • Filipenses 2:12b: […] ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor.

Tener una luz alterna. En el sistema, cuando no hay servicio de energía eláctrica, se utiliza una linterna, “flash light” o artefacto que nos alumbre: una luz alternativa. En el caso espiritual, Dios en sí es luz, pues alumbra nuestra vida, alejando de nosotros las tinieblas del pecado. Pero aun así, hay momentos en que las cosas parecen estar oscuras, cuando no sabemos qué hacer, o cuando la voz de Dios parece distante y nos apremia tomar una decisión. En ocasiones así existe una luz que nos alumbra: la Palabra de Dios.

  • Salmos 119:105: Lámpara es a mis pies tu palabra, y lumbrera a mi camino.
  • Salmo 119:30: La exposición de tus palabras alumbra; hace entender a los simples.
  • 2 Timoteo 3:16-17a: Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto […].

Asegurar un medio de comunicación confiable: la oración. 

  • 1 Tesalonicenses 5:17: Orad sin cesar.
  • Santiago 5:16b: La oración eficaz del justo puede mucho.
  • 1 Pedro 3:7b: […] para que vuestras oraciones no tengan estorbo.

Mantener la calma.

  • Juan 14:27: La paz os dejo, mi paz os doy; yo no os la doy como el mundo la da. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.
  • Isaías 26:3: Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en ti persevera; porque en ti ha confiado.
  • Salmo 121

Termino aplicando estas palabras registradas en Isaías 54:17:Isaias-54-7-RVR1960

This entry was posted in Reflexiones and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s